Un comienzo

Una vez atados todos los cabos vino la fase de encontrar un profesor que pudiese supervisarme durante mi investigación, en un campo que me resultase interesante. Encontrar un campo que me gustase no fue difícil, ya que la biología es apasionante la mires por donde la mires. Pero encontrar un profesor era otro cantar. Encontré varios grupos que me llamaron la atención. Entre ellos especialmente uno sobre motilidad celular y desarrollo, del cual me llamó la atención como estaba configurada la página web. Me dio la sensación de que era una persona agradable y muy responsable. sin pensarlo dos veces envié un e-mail a los grupos interesados. Después de días de espera, o bien recibía respuestas negativas, o no recibía respuestas. No me preocupé. Cualquiera que haya buscado practicas o tutor para un trabajo de fin de grado sabe que es parte del proceso. Aún así me daba miedo conseguir profesor demasiado tarde como para tener tiempo para montar un proyecto en condiciones. Fue entonces cuando el profesor de la web que me llamó la atención me respondió. Me dijo que estaría encantado de tener en su grupo alguien con tanto entusiasmo. No obstante se había jubilado recientemente y no podía hacer nada. Aún así, en una muestra más de su buen carácter, me recomendó a dos grupos que trabajaban en la misma temática. Escribí a ambos. De uno de ellos no recibí respuesta, pero el otro, el Doctor Yumura de la universidad de Yamaguchi resultó estar interesado. Discutimos a los largo de muchos e-mail las condiciones de la beca y mis condiciones como estudiante/investigador. Al final decidió ser mi supervisor. Pero, no sin antes hacerme pensar sobre mis posibles trayectorias en Japón. Me recomendó fuertemente el realizar master/PhD sin gastar dos años en investigación sin título. La verdad es que las ventajas de entrar como estudiante en esta beca directamente son numerosas. Pero verdad es que si realizas una investigación primero, ayuda mucho como preparatoria. No obstante, me recomendó a otro profesor de la universidad de Waseda en Tokyo, como segunda opción. Y a su vez me escribieron de la universidad de Osaka diciendo que era bienvenido como estudiante investigador en su universidad y que tenía supervisor. Pasé de no tener a nadie a tener 2 supervisores y uno por confirmar. Todos trabajan en temas apasionantes de biología celular/molecular. Son gente con mucha experiencia y tengo posibilidad de acabar en Yamaguchi, Osaka o Tokyo (mi antiguo hogar). Ahora toca seguir preparandome para los siguientes pasos, preparar proyecto, avanzar con el Japonés y el inglés.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s